Estudios de secundaria/bachillerato en Estados Unidos

La opción con agencia

Los estudiantes de secundaria/bachillerato pueden viajar a Estados Unidos para cursar estudios en un instituto público o colegio privado acreditado y vivir con una familia estadounidense anfitriona o en un internado.

Pueden participar aquellos estudiantes que cumplan los siguientes requisitos:

  • Tener entre 15 y 18 años y seis meses de edad a partir de la fecha de inicio del programa o no haber completado más de 11 cursos de educación primaria, secundaria y bachillerato (sin incluir la educación infantil).
  • No haber participado en un programa de intercambio de un año o semestre en un instituto en Estados Unidos ni haber asistido a un instituto en Estados Unidos con un visado F-1 o J-1.

Puede obtener más información sobre este programa aquí (en inglés).

También puede consultar la lista de organizaciones estadounidenses autorizadas por el Departamento de Estado como “sponsors” para seleccionar participantes para este programa aquí (en inglés).

Las organizaciones españolas que aparecen en este listado están asociadas con “sponsors” estadounidenses autorizados. Dado que la Embajada no supervisa la actividad de las agencias españolas no puede recomendar ni asumir responsabilidad por su funcionamiento.

Para obtener más información sobre los estándares educativos que han de cumplir las agencias que operan en Estados Unidos, puede contactar con el Council on Standards for International Educational Travel (CSIET), cuya misión es evaluar y certificar los programas de intercambio internacional de secundaria/bachillerato de más de ocho semanas de duración.

La opción sin agencia

Esta posibilidad puede convenir a aquellos estudiantes o familias que tengan acceso a alguna familia estadounidense con la que el estudiante pueda residir durante el curso académico.

Como regla general, en Estados Unidos no existe la opción de elegir un colegio público. Cada domicilio está adscrito a un colegio y no es posible cambiarse. Ello se debe a que la educación primaria y secundaria se financia fundamentalmente por medio de los impuestos locales. Por tanto, el estudiante extranjero se verá forzado a matricularse en el colegio que corresponda al domicilio de la familia que lo acoge. La familia estadounidense deberá acudir al centro que les corresponda por zona y comunicar al director del colegio que van a acoger a un estudiante extranjero el próximo curso. El concepto de “convalidación/homologación” de estudios académicos no existe en Estados Unidos. El director del colegio les comunicará si puede o no aceptar los créditos de los estudios que el estudiante haya cursado hasta el momento. El director les dirá qué información necesita y si. una vez que abonen los derechos de matrícula puede emitir el formulario I-20 con el que el estudiante accedería al visado de estudiante. Para información sobre visados, consulte por favor la página web del Departamento de Estado.

Es conveniente contratar un seguro médico en Estados Unidos. Las principales aseguradoras españolas podrán orientarles a este respecto.